GASTRONOMÍA

La Ruta del Vino en Alemania atrae con sabores y paisajes

Con 13 zonas vitivinícolas, hay varias rutas del vino en Alemania: esta vez nos fuimos a Hessische Bergstrasse para conocer sus particularidades.

Alemania es famosa por su vino de gran calidad que se produce hace tiempo en varias zonas del país, como en la región de Hessische Bergstrasse, estado de Hesse.

En concreto, Little Hessiche Bergstrasse cuenta con más de 233 tipos de suelo diferentes que permiten producir una diversidad de vinos única que sólo están disponibles para consumir y comercializar localmente.

En cuanto a su oferta vitivinícola de este país de Europa, la región elabora un 80% de vino blanco y un 20% de vino tinto.

La variedad white riesling ocupa el 51% de la superficie cultivada, luego siguen pinot gris (9%), pinot blanc (8%), müller-thurgau (8%) y silvaner (4%).

Por su parte, las variedades de vino tintas están compuestas en primer lugar por lauer spätburgunder (18%), saint laurent y dornfelder. Además, las especialidades como gewürztraminer, chardonnay, merlot y cabernet sauvignon se encuentran en la zona.

Historia de los vinos alemanes.

Producida por los romanos, la uva se cultiva en esta región de Alemania desde hace más de mil años. En sus comienzos, esta tarea era realizada por los monjes del monasterio medieval de Lorsch.

De hecho, en los pueblos cercanos al viñedo se pueden encontrar monasterios, aunque también castillos, palacios y residencias que algunas datan de la Edad Media, una época floreciente cuyos protagonistas fueron caballeros, señores feudales y reyes.

Es impactante ver hoy los ayuntamientos con fachadas de entramado de madera que dominan las plazas centrales, pavimentadas con piedras como hace siglos.

Además de esta particular fisonomía medieval, la región despliega eventos sobre la temática y una gastronomía sumamente rica que acompaña la calidad de los vinos.

Temas relacionados

Postea en tu Facebook